Sol en Aries Luna en Leo

Una intuición notable y un corazón cariñoso y cálido, con una sensibilidad innata ante la esfera de pensamiento circundante. Es una mezcla armoniosa y actúa principalmente sobre los sentidos, estimulando una mayor actividad del corazón. Es como si el cerebro alimentase el corazón, haciendo que las intuiciones y las aspiraciones espirituales sean muy vivas. Esta combinación otorga impresiones mentales correctas y capacidad para razonar con claridad, con tendencia al pensamiento religioso.
Lo metafísico se fomenta fácilmente, y hay cierta originalidad en el pensamiento y la acción. En los asuntos del corazón, los extremismos actúan en forma nociva, y la salud se ve comprometida gravemente por fracasos en la vida amorosa. Esta posición trae éxito a través de la ambición; favorece todos los asuntos relacionados con la música y el Teatro.
Otorga buena vitalidad y forma una personalidad fuerte, positiva y recia, que despliega firmeza, y cuando despierta, también infunde energía y espíritu de empresa, ambición y confianza en sí mismo.
El nativo posee buen humor, es honesto y sincero y tiene cierta afición por la exhibición y la ceremonia, el buen vestir, las habitaciones decoradas y las casas grandes. Posee en general una opinión muy buena de sí mismo y le agrada la buena opinión de los demás, aunque lo adulen.

Volver a Signo Aries