La Luna en Tauro

El encuentro de la Luna con Venus, regente de este signo, da lugar a una intensificación de la sensualidad y del sentimentalismo del individuo. La sensibilidad se basa en las alegrías y los placeres sanos y naturales de la vida, en los sentimientos, pero dicha sensibilidad es más bien pasiva y poco expresiva. Empuja a la persona a entregarse afectivamente y aunque no lo demuestre, será también muy exigente. Esta sensibilidad la hace ingenua hasta la credulidad. Pero también es particularmente rencorosa si se siente traicionada.
La mujer con la Luna en Tauro: es especialmente sensible a las sensaciones, al bienestar y a su vida afectiva. Es muy sentimental, maternal, muy sensata y muy dedicada y unida a los suyos. Es fiel a sí misma y a los que la rodean y aborrece todo lo malsano.
Palabras clave: sensibilidad y sensualidad intensas pero pasivas, sentimentalismo, imaginación práctica, sensatez, rencor y pereza.

Volver a La Luna en los signos