Hombre Cáncer Mujer Libra

¿Cómo son las relaciones de pareja entre una mujer Libra y un hombre Cáncer?

El hombre Cáncer siente que tintinean campanitas cuando se enfrenta a la belleza sin par y al cariño desbordante de Libra, un signo regido por la música de Venus. Para él, tú serás un ángel y cuando compruebe que tu inteligencia puede competir, sin esfuerzo, con su sagacidad, se sentirá perdido de amor.
Te considerará su socia en todo tipo de negocios y hasta en igualdad de condiciones. El tiene un aire un poco anticuado y galante, que te levanta el espíritu de una manera extraña y te hace sentir amparada. El conflicto surge cuando, ante tanto entendimiento, le plantees la pregunta: “¿Por qué no casarse?” Allí es donde quizás él te responda que tiene que dedicarse exclusivamente a su carrera o a su negocio hasta afianzarse económicamente como para mantener un hogar.
El hombre Cáncer tiende a buscar el afecto y la seguridad emocional con desesperación, pero estirando una relación amorosa hasta el límite, antes de acceder al casamiento. Las responsabilidades del matrimonio lo preocupan, aunque te ame en serio y sin la más mínima duda. Tu primera reacción será rechazarlo físicamente o fingiendo interés por otros hombres, para que los celos lo despierten. No te conviene esta actitud: se cerrará en su caparazón, volviéndose agresivo y de mal carácter. Pero tú, que no quieres perderlo, comenzarás a relucir con el encanto de Venus, tu regente, y lo manipularás con tu voz suave y tus sonrisas repletas de hoyuelos.
Su madre le dijo que “es mejor prevenir que curar” y ahora él concluye que si esta mujer bella, inteligente y libre le despierta sus instintos, puede cometer cualquier imprudencia. Está alarmado ante tu personalidad extravagante y no soporta tus inocentes relaciones con otros hombres. Cuando no contestes sus llamadas, lo echarás de menos, porque lo necesitas. Pero puedo asegurarte que este hombre taciturno y algo testarudo se asustará, porque apenas no estás a su lado, extraña tu aire de alegre optimismo y el encanto de la vida cuando ríen y se aman, olvidados del mundo que los circunda. Buscarán olvidarse de esta negación de él a casarse, mientras hacen el amor, diciéndose uno al otro, en silencio: Mientras tanto, disfrutemos. Como amante, te suministrará paz y satisfacción, las que emanan de las aguas profundas de su naturaleza emocional, a la vez que él se relajará, dejando que el amor lo invada y sólo quede espacio para el júbilo. Pero la pasión viene y se va y reaparecen los conflictos derivados de sus indecisiones. Si bien estos criterios diversos no son fáciles de superar, tienes que lograr que Cáncer concilie sus diferencias y temores, mientras tu despliegas toda la equidad de la que eres capaz, para comprender su cautela.
Sentir compasión por los sentimientos encontrados de él, que le impiden alcanzar la felicidad plena y menos preocupación por lo tuyos, es una manera de acercarse y de potenciar la mutua confianza. Separados se extrañarán toda la vida. Utiliza toda tu paciencia. Tendrás que esperar, tal vez, un poco más que las otras para casarte, pero ningún otro hombre te hará sentir tan hermosa y completa, ni despertará, de manera tan gentil y lúcida, lo mejor de tu femineidad.