Las mujeres Cáncer del tercer decanato y la profesión

Aunque no lo parezca o haga lo posible por ocultarlo, según el caso, es ante todo una mujer de poder, ambiciosa, tenaz, luchadora, que sabe lo que quiere y cómo obtenerlo, con mucha gracia, dulzura y habilidad para esquivar los obstáculos, dar vueltas y rodeos para finalmente alcanzar siempre el objetivo que se ha fijado.
Puede hacer carrera perfectamente, como suele decirse. Puesto que es absolutamente capaz de dirigir su vida de mujer cariñosa, fiel y madre de familia entregada, un tanto pesada o abusiva, al tiempo que lleva a cabo con mano de hierro en guante de seda una actividad seria, absorbente, a la que se entrega a fondo, siguiendo un plan concreto y superando las etapas pacientemente. Lo que no significa que siempre esté atenta a todo lo que sucede a su alrededor y a las personas con las que trabaja, pero tampoco descuidar ni un instante sus intereses y ambiciones.