Las mujeres Capricornio del tercer decanato y la Amistad

Su independencia de espíritu la lleva naturalmente a entablar relaciones de amistad que para ella representan el compromiso ideal, permitiéndole abstraerse de su vida amorosa, que siempre la vuelve exclusiva y posesiva. En efecto, tiende a fijar sus sentimientos y sus deseos en una sola persona y esto la paraliza y a veces la oprime.
En cambio, con sus amigos puede dar libre curso a su imaginación, a esa especie de permisividad que la caracteriza y que puede volverla infinitamente comprensiva, cuando, por otro lado, y a veces simultáneamente, puede mostrarse muy intransigente si sus sentimientos están en juego.
Su coraje, su tenacidad y su pragmatismo a toda prueba son apreciados y valorados. A menudo llaman a su puerta para pedirle consejo y nadie sale decepcionado, puesto que es una psicóloga muy aguda, con una especie de sentido innato de la naturaleza humana. Es, pues, una amiga de mucho valor, que siempre está donde se la necesita, pero que no se entrega fácilmente.