Madre Escorpio e hijo Géminis

Si es un niño, su mente curiosa y abierta tiene buena escuela, puesto que la de su madre, inconformista, le estimula y agudiza su espíritu crítico.

A menudo se comporta como ella, pero por supuesto con más fantasía.

Si es una niña, adopta las mismas costumbres y manías que su madre.

Se puede afirmar que se le parece de forma extraña aun siendo diferente.

Así pues, toma a su madre como modelo, sobre todo en sus actitudes y en su vida cotidiana.