Madre Leo e hijo Sagitario

Si es un niño, sus relaciones, afortunadas y generosas, resultan muy afectuosas, basadas en una confianza mutua que jamás se desmiente.

Tiene motivos de sobra para estar orgullosa de él, pero todavía lo está más de sí misma.

Si es una niña, toma a su madre por modelo y ella misma casi siempre se volverá más independiente.

Juntas, llevan un ritmo de mil diablos.