Pablo

Una influencia marciana determina el significado de este nombre propio. Esta influencia indica la fuerza moral, física y sentimental; la vitalidad, el valor, la actividad, la necesidad de realizar algo, los méritos, las ganancias conseguidas por el trabajo, los honores y el respeto de los otros. Pero en ocasiones recibe malas influencias astrales (todo es posible), y entonces los Pablo se encuentran expuestos a la discordia, a las querellas, a la inestabilidad, al desorden y a sufrir desagradables enemistades.
Este nombre propio crea en los individuos una necesidad de acción, de hacer algo en todo momento. No pueden permanecer tranquilos en un mismo sitio, y necesitan mucha actividad. Su vitalidad es arrolladura y nerviosa. Los Pablo resisten bien las enfermedades, pero cuando caen enfermos, éstas adquieren rápidamente un carácter agudo. Se sienten atraídos por el dinero, que obtienen fácilmente con su trabajo. Aman el deporte y los espacios abiertos.
Poseen una gran visión para los negocios, y prefieren las operaciones de gran envergadura a las de poca monta. Siempre pretenden abarcar más de lo que pueden. En sus relaciones con las otras personas, muestran siempre una gran tolerancia, pero cuando las circunstancias lo exigen, pueden dar muestras de franqueza y llaneza. En los casos difíciles dan con agrado su apoyo a las personas jóvenes y serviciales, son sinceros en sus amistades femeninas. En el plano moral, se muestran susceptibles y se forjan ellos mismos tormentos imaginarios.
En una palabra, los Pablo poseen una inteligencia viva, gran virilidad y una moral flexible y agilidad física. Están dotados de reflejos rápidos y son capaces de improvisar una respuesta que puede ser en ocasiones verdaderamente mordaz. En realidad, ésta no es siempre una cualidad, pues esta aptitud puede provocar reacciones poco agradables. Si consiguieran dominar su temperamento y contenerse en determinadas circunstancias, serían perfectos y les valdrían numerosas simpatías.
Espiritualidad. El valor, la actividad y sobre todo la reflexión deben ser las cualidades dominantes de los Pablo. Para ellos constituye un cierto mérito el saber dominar en múltiples circunstancias su ímpetu y poner en orden sus ideas. Con el auxilio de un amigo pueden hacer frente a acontecimientos imprevistos en los que sea necesario tener grandes ideas. Si los Pablo saben comprender la necesidad de crear a su alrededor un ambiente simpático, encontrarán en él protección en un momento difícil, así como recursos morales y físicos susceptibles de dar satisfacción a sus deseos. En los negocios deberán actuar con rapidez para ganar al enemigo por la mano. Para triunfar les bastará con una proposición hábilmente presentada, o con una carta a doble entendimiento. En su carácter se revela cierta astucia y una tendencia a hablar sin decir nada para no comprometerse.
Carácter. Poseen un carácter sin altibajos, con buenos aspectos planetarios que se encuentran en la base de su personalidad. Entre sus cualidades se hallan la adaptabilidad y la flexibilidad que les permite, con razón y comprensión, plegarse a las circunstancias de la vida. La resistencia y la perseverancia les son muy necesarias. Pero si evitan los casos extremos y buscan la forma de alcanzar sus objetivos dando prueba de flexibilidad, con diplomacia sin excluir la posibilidad de mostrarse hábiles y de inteligencia, los Pablo pueden aspirar a prepararse una existencia estable y agradable. Poseen, sin que se den cuenta, un punto de sensibilidad y un poder de regeneración que permite pensar que están capacitados para absorber fluidos para realizaciones excepcionales.
Planetas que influyen en el nombre Pablo
Pablo y los signos del zodíaco
Elementos útiles al nombre Pablo