Pedro y los signos del zodíaco

Vuestra influencia solar se sitúa en uno de los doce signos del Zodíaco, no todas las Pedro se parecen unos a otros.
ARIES. Una gran confianza en sí mismo puede hacer el carácter más paciente y más razonable. Posibilidad de alcanzar o de volver a encontrar la independencia en el momento en que se desea, dando pruebas de firmeza. Esto puede ser también la consecuencia de haberse liberado de un temor o de una preocupación. Dificultad para defenderse de un arrebato de la pasión.
TAURO. Un cambio de medio, de amistades o de costumbres puede orientar el espíritu hacia una nueva vía, un nuevo camino. Sabed controlaros a fin de no exponeros a los abusos y a los excesos. En el curso de la vida, un acontecimiento repentino traerá consigo la felicidad del alma; la causa puede ser una transformación en la vida privada.
GEMINIS. Amigos experimentados, gentes de buen consejo, o un afecto pueden orientar la vida hacia algo nuevo. Factor de tranquilidad, en tal caso, o retorno a la confianza debido a una mutua comprensión. Practicad si es necesario la indulgencia e incluso el perdón. Sed comprensivos.
CÁNCER. Algunas simpatías profesionales os serán de gran ayuda para lograr un mejor puesto. Un paso osado desembocará en un éxito. Recibiréis una ayuda indulgente. Vuestros defectos o faltas serán perdonados y vuestras enemistades se convertirán en simpatías. Para lograr un acercamiento respecto a alguien emplearéis vuestro encanto personal.
LEO. Vuestras relaciones profesionales irán en aumento si hacéis un esfuerzo y os mostráis diplomáticos al mismo tiempo. Si tenéis confianza en vosotros mismos tendréis partidarios e incluso admiradores. En determinados momentos y bajo una buena influencia solar tendréis sex-appeal. Es posible que dominéis a las personas que están a vuestro alrededor con vuestra fuerza de carácter. Un poder que os haga atractivos puede llegar a convertiros en un personaje de primera fila, dentro de vuestro ambiente.
VIRGO. Las buenas ideas crean buenas cosas, o sea, que si os lo proponéis, podéis hacer de vuestra vida algo muy agradable. Algunos desplazamientos bien organizados podrán poner en orden vuestras ideas y vuestros negocios. Satisfacciones morales y sentimentales.
LIBRA. En las complicaciones sentimentales sabréis siempre encontrar soluciones elegantes para saliros del atolladero. Las uniones, lo mismo que las desuniones, se hacen sin dramas y sin pasión de vuestra parte. Y después, quedáis tan amigos con todo el mundo, olvidáis lo pasado. Vuestro temperamento tranquilo y reservado hace que seáis capaces de evitar las discusiones ruidosas. Una de vuestras armas es la diplomacia.
ESCORPIÓN. A pesar de vuestra aparente tranquilidad y de la impasibilidad que queréis demostrar’tenéis una gran habilidad sentimental. Conseguís gustar a quien os proponéis, pero amáis más vuestros propios deseos que a la persona deseada. Vuestra felicidad la encontraréis en el deber. Es posible que un antiguo amor se transforme en amistad.
SAGITARIO. Es posible que ignoréis vuestras posibilidades. Una natural timidez os impide mirar adelante. Es muy probable que la simpatía que emana de vosotros os permita destacar, ser deseado e incluso, con alguna habilidad, podríais conseguir imponeros. Una ocasión inesperada os dará la medida exacta de apreciar y conocer la indulgencia de los demás hacia vosotros.
CAPRICORNIO. Amáis la compañía de personas de edad. Por naturaleza y debido a vuestro carácter os gusta rodearos de personas experimentadas y tranquilas; esto os hace atractivos y os da confianza. Sois más amados que amáis: es un poco de egoísmo.
ACUARIO. Sabed escoger vuestras amistades y las personas a las que dedicáis vuestro afecto. Sabed discernir los verdaderos sentimientos de aquellos movidos por el interés. Así evitaréis muchos problemas y decepciones.
PISCIS. Posibilidades de felices modificaciones sentimentales. Vuestro afecto se basa en: amistad, altruismo y bondad. Tenéis un gran deseo de gustar y sobre todo de no decepcionar. Vuestra bondad natural puede atraer la tranquilidad. La gente os aprecia.

Volver al nombre Pedro