Hombre Piscis Mujer Tauro

¿Cómo son las relaciones de pareja entre una mujer Tauro y un hombre Piscis?

Si sospecha que deseas atraparlo, huirá inmediatamente, movido por su regente, Neptuno… pero volverá, movido por su instinto que le está diciendo que contigo puede formar una pareja perdurable. A los dos les gusta la paz, el silencio, la ausencia de problemas. También caen en el pesimismo, tal vez por ser demasiado reflexivos. Sabemos que tú tienes, en mayor cantidad que él y de muchos, una paciencia poderosa.
Lo esperarás para que se decida a una unión formal sin escándalos, incluso con cierta dicha, así estudias bien la relación y no te llevas después ninguna sorpresa. Esa calma tuya te ayudará ante el hombre Piscis que suele ser impuntual, aunque lo esté esperando el dueño de una empresa nacional para nombrarlo su presidente.
El romance es para este hombre la única forma buena de vivir, pero lo molestan ciertos gastos futuros que pueden traer la convivencia, como la compra de una propiedad, las responsabilidades y las ataduras. Se muestra fundamentalmente poético y nació seductor. En cambio es posible que a ti el amor te haya llegado tardíamente, pero lo que más te entusiasma de los momentos excepcionales y excitantes, es la preparación y la espera. Te gustará su personalidad esquiva, no que se muestre cambiante, y Piscis es, a pesar de sus escabullidas, bastante coherente. Con verdadero entusiasmo le prepararás el baño caliente y la comida exquisita, convencida de que es el remedio para todas las desavenencias.
Serás una influencia relajante y tranquilizadora para su espíritu, aunque a veces necesitará que profundices en su intrincada personalidad. Sexualmente, se entenderán muy bien. Ambos son románticos y sensuales y están resueltos a captar la experiencia del encuentro físico con verdadera entrega, lo que los llevará a una gran compenetración. Este hombre necesita evadirse hacia un firmamento que lo alivie de tener su mente siempre trabajando.
Tú eres exquisita en tu afecto y haces cosquilieos con tu humor y, como siempre que te propones algo, llegarás a vibrar al mismo ritmo emocional que él. Tu tendencia, tan femenina, de aceptar el dominio del hombre, le resulta sumamente grata a este hombre que, tal vez, padeció experiencias no muy gratas con mujeres agresivas. Si él exagera con respecto a la medida de tu tolerancia, sentido común y paciencia, creyéndose que puede quedarse tranquilo porque ya pisa sobre suelo seguro, tendrás un arrebato de furia. El desaparecerá del susto pero, por supuesto, llegado a este punto de la situación, a ti no te importará.
Sería bueno que alientes la capacidad creativa de Piscis, que suele nadar en aguas muy claras y actuar en el momento justo, cuando de alcanzar logros se trata. Si persistes en no levantar los pies de la tierra, se sentirá limitado y si no le comprendes su necesidad de contentar a todos, puedes precipitar el fin. Tolera sus lapsos de soledad para que retorne a ti más descansado y sereno, en busca de tu femenina ternura y contención. Puedes ser la protagonista de una amor excepcional. No lo malogres. En lo profundo de su relación brilla la amistad, un lazo poderoso para que no se desgasten los sentimientos.