El carácter de Virgo (I)

Los nativos de Virgo tienen enormes poderes para restablecerse. Raras veces están enfermos y es posible atribuir en todo o en parte los trastornos de salud que puedan sufrir, a sus propios hábitos de vida. Por naturaleza conocen las leyes de la higiene, suelen vivir debidamente; siempre deben evitar las drogas de todo tipo porque, siendo físicamente muy sensibles, absorben fácilmente en su sistema, sus venenos, los cuales afectan rápidamente su circulación. Son más sensibles a las vibraciones que los rodean que las personas de otros signos; captan los cambios de las condiciones atmosféricas casi directamente en el momento en que comienzan, y sus cuerpos actúan como barómetros, que comunican al alma sensible que está en su interior todos los cambios que ocurren alrededor. El mejor medicamento es quedarse a solas con la Naturaleza y labrarse condiciones armoniosas en su ambiente. Les conviene estudiar dietética y seleccionar sus alimentos y los magnetismos que los rodean.
El tipo de Virgo podría ser definido como solitario, ingenioso, activo y mercurial. Siempre parecen llenos de sabiduría y en general se aprecian mucho a sí mismos; no obstante, son capaces de llegar a extremos de bien y de mal, siendo mucho más «listos» que la mayoría de las personas que los rodean. Cuando viven exclusivamente para sí mismos, superan en ingenio a los demás con tal de obtener ganancias personales; sin embargo, generalmente actúan con plena conciencia de lo que hacen. Esto se debe a su genio inventivo y, captando perfectamente todas las ventajas y desventajas, se adaptan con facilidad a las peticiones de quienes los rodean, al extremo de que son excelentes animadores y espléndidos compañeros sociales. Cuando logran desprenderse del elemento personal, poseen realmente caracteres hermosos.
Las personas nacidas en este signo se adaptan con facilidad a casi cualquier ambiente, pero obtienen sus mayores éxitos en el mundo comercial. Todas las empresas comerciales triunfan bajo su ingeniosa administración. Son buenos proveedores y se desenvuelven notablemente bien en las cuestiones relacionadas con los alimentos. Siendo químicos por naturaleza, triunfan, por lo tanto, en todos los asuntos relacionados con la química. También les gusta la literatura y triunfan en todas las ocupaciones literarias, desde escritores hasta impresores. Son excelentes agentes y, en realidad, siguen con buena disposición toda vocación donde la actividad y la habilidad mental general les ayude a triunfar en la vida. Sin embargo, su mayor éxito se encuentra más en el mundo comercial que en el profesional. Les agrada manejar materiales sólidos, y el comerciar en mercancías ofrece amplios horizontes a sus habilidades mentales. La naturaleza interior o destino de este signo es la discriminación.